Drenes Subhorizontales

DRENES SUB HORIZONTALES

 
Los drenes californianos o sub horizontales son perforaciones de pequeño diámetro y gran longitud -en relación con su diámetro- efectuadas en el interior del terreno natural o de rellenos, dentro de las cuáles se colocan generalmente tubos, que en la mayoría de los casos, serán ranurados o perforados.
 
Cuando se ejecutan en un talud, ladera natural o relleno, su inclinación suele ser próxima a la horizontal, denominándose en consecuencia drenes sub horizontales. También pueden disponerse con mayor inclinación, llegando incluso hasta la vertical en galerías de drenaje.
 
Drenes1-1

El objetivo principal de un tratamiento mediante drenes californianos o sub horizontales es el de reducir las presiones intersticiales de una zona determinada, agotar una bolsa de agua o rebajar el nivel freático.
 
La ubicación de los drenes se determinará en función de la naturaleza de los terrenos atravesados, para lo que deberán tenerse en cuenta sus condiciones hidrogeológicas. Buena parte del éxito de este tratamiento depende del acierto en su disposición, por lo que el conocimiento de la estructura geológica en la que se perforen resulta de suma importancia.
 
La posición y longitud del dren se definirá de forma que se atraviesen las posibles superficies de inestabilidad, discontinuidades, zonas diaclasadas, planos de fractura, mantos o capas permeables o bolsas de agua -en suma, superficies o volúmenes que contengan el agua a drenar-, prolongándose en general un mínimo de dos a tres metros (2 a 3 m) por el interior de dichas formaciones.
 
Los drenes subhorizontales pueden proyectarse en varios niveles, desde pie de talud y bermas intermedias, a media altura en taludes, etc. En ocasiones pueden perforarse durante la ejecución de las excavaciones, con el fin de actuar como elementos de estabilización por disminución de las presiones intersticiales en los taludes durante su construcción.
También pueden proyectarse retículas tipo, en función de las características de los terrenos a atravesar, que podrán ejecutarse en un proceso iterativo de densificación de una malla inicial más amplia.
 
La efectividad de un sistema de drenes depende de muchos factores dentro de los que se incluyen: la localización, las propiedades del suelo, la geometría del talud; esta efectividad se describe en términos del incremento del factor de seguridad frente al obtenido sin el uso de los drenes.

 

GALERÍA DE IMÁGENES

 

Drenes sub-horizontales y verticales.